miércoles, junio 19

Harry Potter y la Orden del Fénix

Las tediosas vacaciones en casa de sus tíos todavía no han acabado y Harry Potter se encuentra más inquieto que nunca. Apenas ha tenido nocitias de Ron y Hermiones, y presiente que algo extraño está sucediendo en Hogwarts. En efecto, cuando por fin comienza otro curso en el famoso colegio de magia y hechicería, sus temores se vuelven realidad. El Ministerio de Magia niega que Voldemort haya regresado y ha iniciado una campaña de desprestigio contra Harry Pottery Dumbledore, para lo cual ha asignado a la horrible profesora Dolores Umbridge la tarea de vigilar todos sus movimientos. Así pues, además de sentirse solo e incomprendido, Harry sospecha que Voldemort puede adivinar sus pensamientos, e intuye que el temible mago trata de apoderarse de un objeto secreto que le permitiría recuperar su poder destructivo.

J. K. Rowling  9788478888849  Salamandra  893 páginas  Serie Harry Potter
En este libro se ve un mayor crecimiento de Harry, más explosivo e imprevisible que nunca, todo un adolescente de 15 años con los sentimientos a flor de piel; Rowling ha demostrado un manejo asombroso de sus personajes y su forma de narrar ha provocado que me crea todo, el mundo de Potter es tan real como mi computadora.

Pero no sólo es Harry el que crece, también lo hacen los demás personajes. Para los estudiantes vendrán experiencias de la edad, como citas y celos; para los adultos, bueno, el libro no se centra mucho en ellos pero si nos enfocamos en Dumbledore descubriremos un dilema casi existencial para el adorable anciano. 

En definitiva, Jotaká sabe darle vida a los personajes más allá de su pluma, apostaría lo que fuera a que fueron ellos mismos los que le susurraron qué escribir.
—Excelente —dijo Lupin, levantando la cabeza al ver entrar a Tonks y a Harry—. Creo que nos queda un minuto. Tendríamos que salir al jardín para estar preparados. Harry, he dejado una carta a tus tíos diciéndoles que no se preocupen...
—No se preocuparán —aseguró Harry.
—... que estás a salvo...
—Eso sólo los deprimirá.
—... y que los verás el verano que viene.
—¿Es inevitable?
Aunque la ambientación no es tan espectacular si la comparamos con la del tomo pasado, sí que disfrute conociendo más de cerca el ministerio y algunas de sus cámaras, que no fueron pocas. Además la descripción detallada del lugar da píe a la teoría de que será un escenario de gran participación en las siguientes entregas. También resalto la descripción de la casa de los Black, esta familia me fascina y aterroriza por igual, así que conocer un poco más de ella me ha hecho muy pero que muy feliz.

Uno de los nuevos personajes que mas me agrada y marcó por el resto de la saga ha sido Tonks, cuyo nombre completo tampoco me agrada así que será nombrada por su apodo. Una bruja excelente y torpe al tiempo, con cabello rosa en unos momentos y verde al siguiente; se preguntarán por qué, pues bien, Tonks es una metamorfomaga, en palabras sencillas es un mago que puede cambiar su aspecto con tan sólo concentrarse en ello. ¿A qué es genial? Todavía me sigo preguntando de donde saca tantas cosas Jotaká, es una reina.
—Bueno, no es de eso de lo que se trata —intervino Tonks, cuyo pelo color rosa parecía ofender a tía Petunia más que cualquier otra cosa, porque cerró los ojoso para no verla—. De lo que se trata es de que si nos enteramos de que han sido desagradables con Harry...
—... y no duden de que nos enteraríamos... —añadió Lupin con amabilidad.
—Sí —terció el señor Weasley—, aunque no permitan a Harry utilizar el felétono...
—Teléfono —le susurró Hermione.
—Si tenemos la más ligera sospecha de que Potter ha sido objeto de cualquier tipo de malos tratos, tendrán que responder ante nosotros —concluyó Moody.
Y para dar el otro lado de la moneda, de los nuevos personajes resalto como mala malota a Dolores Umbridge, una mujer de edad ambisiosa, envidiosa y muy molesta. Por si no se nota, sí la detesto, no sólo por sus arcaicas formas de castigo sino también porque se atrevió a levantar su varita contra McGonagall y algo que no perdono es que lastimen a la maravillosa profesora McGonagall, además de ser una de las encargadas de desacreditar a Harry y llamar chiflado a Dumbledore, nadie se mete con el niño que vivió y con el bonachón profesor de larga barba y sale impune.

Con desacreditar a Harry no me refiero a llamarlo mentiroso en la intimidad de su oficina, no señor, me refiero a llamarlo mentiroso frente a todo el colegio y empeñarse en volver su vida estudiantil un infierno, porque queridos amigos, Umbridge es la indicada si quieren crear normas ridículas y sin sentido, sólo le falto poner un decreto por ir al baño a horas no adecuadas.

Pero al menos los gemelos Weasley saben hacer de las suyas y cobrárselas todas a la vieja bruja; en definitiva estos dos hombrecitos se convirtieron en mis Weasley’s favoritos luego de su gran hazaña, que fue nombrada por todos hacer una Weasley, eso sí es dejar huella. Claro, que la señora Weasley no estuvo muy contenta con ello, pero que se le puede hacer, esos dos eran revoltosos desde pequeños.

Claro que no todo son risas y enojos, no, porque en este libro Jotaká nos recuerda que más que magos los personajes son humanos y lo que trae consigo esa verdad. Naturalmente no les diré quién muere, pero sí les diré que es triste, no sólo porque es, fue y siempre será un gran personaje y uno de mis favoritos; sino porque dejo un gran vacío en el grupo y en el corazón de un pequeño mago, además del de esta lectora.

Harry Potter y la Orden del Fénix lo tiene de todo, es un libro que demuestra lo fabulosa que es una saga, lo fabuloso que es tener amigos que te respalden, pero sobretodo lo fantástico que es leer.

3 comentarios :

Samira dijo...

Es mi libro preferido de toda la saga, aunque en la película lo estropearon mucho en mi opinión ...

MeriiXún dijo...

Adoro esta saga ^^
besos

Leyna dijo...

Me encanta Harry Potter =)

Besoooos ^^